Agua para Elefantes

Calificación: 0,00. Total de votos 0.
Imagen de Agua para Elefantes

Breve descripción:

Película basada en la novela “Agua para Elefantes” de Sara Gruen es una historia de amor bajo la carpa de un circo

Autor:

Nathalia Segura Hernández

Otros detalles:

Los miembros del elenco quedaron fascinados con la elefanta, porque a pesar de ser un animal gigantesco es muy dócil. Tai, de 43 años es quien interpreta a Rossie.
“Agua para Elefantes” es una novela de Sara Gruen, escritora canadiense quien logró posicionar el libro en la cima de las ventas en Estados Unidos, el negocio de este ejemplar es de millones de dólares alrededor del mundo, esto por su traducción a 44 idiomas.

La adaptación cinematográfica es del productor y director Francis Lawrence, la historia se remonta a los años 30 y en ella se relata la vida de un estudiante de veterinaria quien ve su vida al borde del abismo.

Después de perderlo prácticamente todo -empezando por la muerte de sus padres- Jacob se aventura en un circo ambulante para desempeñar su profesión. Sin pensarlo, su vida da un giro completo cuando se cruza -bajo la carpa- a quién podría ser su gran amor.

Se trata de Marlena, la estrella principal del circo quien está casada con August, un hombre carismático y maquiavélico; además de ser el dueño del circo.

Normalmente bajo la carpa se encuentran animales, acróbatas, magos, malabaristas, titiriteros, tragafuegos, trapecistas, zanqueros y un sinfín de artistas que pretenden entretener al público.

En esta cinta el humor sarcástico, la tragedia, la lucha, los artistas y el amor son los que se encargan de conmover a las personas.

La película es un flashback donde un anciano de aproximadamente 90 años le narra a quien le ayudó a ubicar su hogar lo que vivió hace más de 70 de ellos.
Jacob Jankowski pasa sus últimos días en un hogar de ancianos, él poco a poco pierde el control de su cuerpo y sobre todo de su mente.

Aun así recuerda sus mejores -y también peores- días de juventud, esto cuando llega a la ciudad uno de esos reconocidos circos móviles. El anciano viajó a través de imágenes mentales a 1931 para recapitular su deslumbrante vida en el Circo de los Hermanos Benzini.

Su meta principal era obtener el título en Ciencias Veterinarias de la Universidad Cornell, ese objetivo se trunca cuando el día de su examen final lo sorprenden con la noticia de que sus padres fallecieron en un accidente de tránsito.

Este acontecimiento provocó que el joven de 23 años abandonara todo o lo poco que tenía, ya que después del deceso de sus progenitores se enteró que ellos invirtieron todo en su educación, incluso la casa donde vivían. Por este motivo él toma la decisión de irse en busca de nuevas oportunidades.
Una noche, después de tanto caminar Jacob encuentra la luz que -de manera literal- ilumina su camino. En cuestión de instantes toma la decisión de abordar un tren que pasaba justo por donde él se encontraba -sin saber hacia dónde se dirigía- Jacob inicia una nueva vida.

El día siguiente se entera que no era un tren cualquiera, se trataba de un circo; y es ahí donde -sin terminar su sueño- logra poner en práctica lo que aprendió en su carrera universitaria, entonces finalmente inicia ese examen final que tanto quiso realizar.

August -dueño del circo- vio en Jacob ganas de crecer, fue cuando tomó la decisión de contratarlo sin saber que sería “su mano derecha” pero tiempo después se convertiría en su peor enemigo.

¿Por qué?, porque Jacob se enamora perdidamente de Marlena Rosenbluth, la esposa de August, esto es -como le llaman popularmente- “amor en silencio”, nadie más que Jacob sabía qué era lo que había en su corazón hacia la estrella principal del circo en ese momento.

La belleza y pureza de Marlena enamoran a Jacob; pero no solamente eso, sino que el amor por los animales provocó el crecimiento de ese gran amor “imposible”.

Es aquí donde hago hincapié en ellos, en los animales; Sara Gruen y el cineasta Francis Lawrence hacen referencia al maltrato animal, esto porque cuando el circo estaba en su peores momentos decidieron comprar un elefante de 53 años, el cual -tiempo después- August maltrata sin piedad porque él cree que fue un desperdicio de dinero adquirir a este animal.

Además de la creencia en la sociedad “en los circos maltratan a los animales”, en la novela y por consiguiente en la película, esto es un hecho real; sin embargo, tiene un contraste porque August los agrede, mientras Marlena y Jacob demuestran amor hacia ellos.

Continuando en el credo de la población, en muchas ocasiones son los animales los que salvan familias, amistades, la propia vida de las personas, las relaciones amorosas y hasta los negocios; este último es el caso de “Agua para Elefantes”.

Rossie, es una elefante quien llega para rescatar al Circo, sobre todo en esa época, cuando a nivel mundial se sufría “la gran depresión”, la caída de la bolsa de valores de New York afectó prácticamente al mundo entero, siendo este despacho circense parte de la “crisis del 29”, hasta ese entonces.

Además de salvar el circo que estaba en declive, Rossie es quien -de manera literal- motiva a Jacob a salvar a Marlena de una vida de desgracia y malos tratos por parte de su esposo, el carismático pero peligroso August.

Una película que para unos es mejor que la versión escrita, puesto que esta última es muy extensa al inicio, cuando Jacob empieza a perder a lo que más ama; mientras que por otro lado el largometraje no necesita más de 122 minutos para expresar el amor en todas sus variantes: entre hombre y mujer, entre miembros de la familia y por supuesto entre personas y animales.

Agua para Elefantes - Trailer